El hombre y la mujer que fueron detenidos anoche por el tiroteo dentro de la comisaría de San Justo, en el cual resultó herida la sargento Rocío Villarreal, serán indagados esta mañana, mientras los investigadores realizaban algunos procedimientos en busca de otros dos cómplices que aún permanecen prófugos, informaron fuentes policiales.

En tanto, los investigadores sospechan que el grupo armado que ingresó a la seccional policial, situada en Villegas 2459, de San Justo, partido de La Matanza, pensaba liberar a un hombre que se hallaba detenido por el homicidio de un narcotraficante en el marco de un ajuste de cuentas por una deuda.

Fuentes policiales aseguraron que los detenidos fueron identificados como Ludmila Bustamante y Bruno Marullo, quienes fueron apresados por personal de la Jefatura Departamental de La Matanza y quedaron acusados de ser dos de los cuatro delincuentes que ingresaron a la Comisaría 1ra. de San Justo.

Ambos fueron detenidos cuando caminaban por una calle en cercanías de la comisaría donde se produjo el tiroteo, aunque por el momento no se informó si en su poder fueron secuestradas armas de fuego.

Share This